Propuestas para una política de la cordura

4672

Crónica Popular, 288, 28 de junio de 2021.

 

El presente texto no pretende, obviamente, elaborar un tratado de buenas prácticas políticas. Modestamente, el objetivo es apuntar algunas consideraciones que pueden favorecer una mejora del clima político y social en nuestro entorno inmediato y un poco más allá. Lógicamente, estos planteamientos están abiertos al debate y a la crítica, desde la premisa que los alienta, la necesidad de fomentar un espacio público de respeto y de confrontación democrática de ideas.

 

Estamos asistiendo en los últimos meses a un fenómeno espectacular que implica a la humanidad en su conjunto. Tras una pandemia global de efectos devastadores, millones de personas en todo el planeta –con ritmos muy distintos en función de la riqueza respectiva–están recibiendo una vacuna que ha conseguido, al menos, frenar el ritmo de trasmisión de la enfermedad. Las vacunas, obtenidas en tiempo récord, han sido fruto del impulso de importantes empresas farmacéuticas, de la labor extraordinaria de científicos dedicados a su consecución, así como de la inversión de grandes sumas de dinero desde los poderes públicos para acelerar la investigación. Esta inversión y las cantidades destinadas a la compra de vacunas para que los ciudadanos puedan acceder a ellas sin coste alguno no han sido cuestionadas en ningún momento por aquellos que habían elevado la iniciativa individual, la retirada del Estado, la libre competencia y la eliminación de trabas para la empresa privada a principios indiscutibles, sacrosantos, hasta el punto de que en los tiempos previos a la crisis de 2008 su puesta en cuestión era rechazada con gruesos calificativos.

Leer más…

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies