¿Qué pasaría si prescindiéramos del principio de precaución?

8254
eldiario.es, 16 de agosto de 2018

 

El hecho de que a día de hoy haya pruebas limitadas de que el
glifosato cause cáncer en personas no implica que no lo cause,
sino que aún no hay investigaciones concluyentes.

Ante la duda, es preferible seguir aplicando el principio de
precaución. El principio de precaución es necesario porque en los
sistemas complejos no es sencillo relacionar las causas con los
efectos, y hacen falta años de investigación para encontrar estas
relaciones.

 

Imaginemos a una persona que va un día recogiendo setas por el monte y se encuentra
con una que desconoce. Podría ser comestible e incluso deliciosa, pero dado que hay
setas venenosas lo normal es que, ante el desconocimiento, no añada la desconocida a
su cesta. Imaginemos ahora que la persona va con un grupo de expertos micólogos, pero
que no se ponen de acuerdo sobre la inocuidad de la seta. Probablemente en este caso
también decida buscar otras setas y no arriesgarse a poner su vida en peligro. Este
ejemplo ilustra el funcionamiento simplificado del principio de precaución, por el cual
se incita a no consumir (o comercializar) productos hasta demostrar su inocuidad. Y
este es el principio en el que el movimiento ecologista se basa para pedir la prohibición
del glifosato.

Leer más…

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies